Crece la cantidad de manteros en el Parque Saavedra y el sábado fueron desalojados

Los vendedores se ubican en Gracía del Río, entre la feria oficial y la de Abastecimiento Barrial. Son 100 metros donde suele haber alimentos, sahumerios y artesanías.

10Los manteros no son solo asunto de Once y Flores. Desde el inicio de la pandemia, decenas de revendedores y artesanos se instalan en el Parque Saavedra, sobre García del Río. Esta situación está en constante crecimiento y este sábado fueron desalojados. Al día siguiente, volvieron a tender sus mantas sobre la vereda. Es una situación con final abierto que genera posturas a favor y en contra.

Los vendedores se ubican en los 100 metros que quedan libres los fines de semana entre la feria del Parque Saavedra (180 permisionarios entre Roque Pérez y Paroissien y Superí) y la Feria Itinerante de Abastecimiento Barrial, donde también suele estar BA Market, Libro Móvil o Sabe la Tierra (entre Conde y Pinto).

Hay variedad de productos en cada manta, que van desde tortas o dulces caseros hasta sahumerios o aceites de oliva y nueces por kilo. En general una sola persona está a cargo del puesto improvisado. Unos cuantos utilizan telas para colocar la mercadería, pero también hay mesas plegables e incluso de tanto en tanto hay algún músico que toca la guitarra a la gorra.

Miembros de las ferias confirmaron a Saavedra Online que este sábado a la tarde hubo un operativo para hacer que los manteros se retiraran. No obstante, este medio comprobó que el domingo a media mañana ya había varias personas ofreciendo sus productos.

“Yo estoy en varios parques, ayer estuve en la Plaza Armenia de Palermo. Hoy acá. Así que no sé que pasó ayer, estoy hasta donde pueda y si me tengo que ir a otro parque lo voy a hacer, la necesidad es mucha”, dijo a este medio un vendedor de sahumerios y esencias sentado en uno de los bancos en Superí y García del Río.

La actual presidenta de la Feria del Parque Saavedra, Silvia Ahumada, habló con Saavedra Online y manifestó que la presencia de manteros aumentó con la pandemia. “Muchos vienen a preguntar por un puesto en la feria, pero nunca vuelven”, asegura. “Tenemos entendido que como las ferias de provincia están cerradas, muchos vienen a trabajar a las plazas y parques de la Ciudad”.

Sostiene que hay varios factores en esta situación. Por un lado, que se venden alimentos sin los controles municipales correspondientes. “Nosotros no vendemos nada de eso en esta feria, si llega a pasar algo no queremos que lo vinculen a esta feria, donde se cumplen todas las normas”.

También está lo que considera “competencia desleal”. “Nosotros pagamos y tenemos las cosas en regla para poder funcionar en esta feria. No es justo que alguien tire una manta y no pase nada”.

No obstante, Silvia señala que una alternativa sería mudar a los manteros a otro sector del parque o alcanzar un acuerdo para regularizarlos.

“Acá la idea no es que alguien se quede sin trabajar o sin sustento económico, pero es evidente que el crecimiento de los manteros en el Parque Saavedra es enorme y hay que encontrar una solución”, concluye.