Feria Vecinal de Villa Pueyrredón: una oportunidad para “salir adelante entre todos”

La actividad se realiza los sábados por la tarde en el Barrio San Martín, organizada por un grupo de vecinos.

La dura crisis económica que vive el país afectó duramente a parte de la población, e hizo inalcanzable la compra de muchos productos de necesidad básica. Por ello, cada vez florecen más distintas iniciativas autogestionadas, con el objetivo de conseguir a precio más accesible muchos bienes indispensables.

En ese sentido surgió, a finales del año pasado, la Feria Vecinal de Villa Pueyrredón, ubicada a metros del límite con Saavedra, al otro lado de la avenida Constituyentes , y está organizada por un grupo de vecinos/as del Barrio San Martín (conocido como “Los Pabellones”), en el que ofrecen al que quiera acercarse la posibilidad de exhibir su emprendimiento de manera gratuita en una plaza del lugar, frente al tanque.

“La feria nació con mi familia, mi pareja y los jóvenes de nuestro barrio. Sabemos que tenemos esta plazoleta interna, la cual quisimos aprovechar. Nosotros estamos sintiendo la empatía, estamos forjando que hay otro a nuestro lado y simplemente hay que mirar a un costado y ayudarnos. Sabemos que muchos tienen emprendimientos online desde sus hogares, y a veces no alcanza solo con eso para solventarse económicamente en estos momentos”, cuenta Yésica, una de las organizadoras a este medio.

“Estamos impulsando a que muchos jóvenes quieran emprender y poder saber que si ponen de su voluntad pueden tener posibilidades a futuro. No nos importan las “etiquetas” (religión, ideologías, razas, etc.) en nuestra actividad, porque se usan para dividir. Pensamos que mediante la diversidad que tenemos en este grupo de vecinos, podemos complementarnos y formar esto tan lindo que estamos haciendo”, agrega la mujer, vecina del lugar.

La feria vecinal se realiza “ a pulmón” y con las medidas de cuidado correspondientes en plena pandemia: uso de barbijos, alcohol y distanciamiento social. “El objetivo principal es ese: ayudar a que los tiempos mejoren para todos”, indica Yésica.

La actividad es gratuita, y sin reserva, y se invita a las y los vecinos a acercarse “con su mesa o manta a exhibir sus emprendimientos”. La feria comenzó en diciembre y tiene previsto seguir desarrollándose por las próximas semanas, cada sábado, entre las 15 y las 20 horas aproximadamente. Solo se suspende por lluvia.