Conectate con nosotros

La Comuna

Línea B: media sanción para que la estación de subtes “Echeverría” también se llame “Mártires Palotinos”

En adelante habrá una Audiencia Pública y una votación de segunda lectura.

Publicado

el

Le Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires dio media sanción este jueves a un proyecto de Ley para que la estación Echeverría de la Línea B de subtes, ubicada en el barrio de Villa Urquiza de la Comuna 12, también se llame Mártires Palotinos. En adelante habrá una Audiencia Pública y una votación de segunda lectura.

La bancada de legisladores porteños del Frente de Todos, con su presidente de bloque -y vecino del barrio de Saavedra- Claudio Ferreño a la cabeza, presentó la iniciativa con el apoyo de la Mesa por Memoria y DDHH de la Comuna 12. En 2020 se había presentado la misma propuesta, pero perdió estado parlamentario por falta de tratamiento.

Ante el primer proyecto, la Mesa había divulgado una carta donde afirmaba: “Sin duda la imposición del nombre Mártires Palotinos a la actual estación Echeverría, reconoce como bien dice el proyecto, la devoción por los más humildes y la no resignación a aceptar la profunda desigualdad que imponía la dictadura; se sumará a los primeros monolitos y a las cuatro baldosas conmemorativas colocadas por Jóvenes y la Comunidad Palotina junto a La Mesa en el año 2018, en la vereda de la Iglesia San Patricio del barrio de Villa Urquiza”.

La defensa del proyecto de Ley señala que la valentía de los religiosos asesinados “no puede ser olvidada”: “Recordarlos en una estación de subterráneo próxima a la Parroquia de San Patricio como lo es Echeverría de la Línea B es tan sólo uno de los miles de homenajes que se merecen estos verdaderos hombres de servicio”.

Asimismo, se agrega: “La dictadura autodenominada “Proceso de Reorganización Nacional” que tuvo lugar entre 1976 y 1983 pisoteó absolutamente todos los derechos humanos que nuestra legislación nacional y las distintas convenciones internacionales protegieron a lo largo de nuestra historia. En ese sentido, una de sus caras más aberrantes se pudo observar en lo que se conoció como la masacre de San Patricio. Llevada a cabo en la madrugada del día 4 de julio de 1976, durante esa oscura jornada el recientemente instalado gobierno de facto ejecutó nada menos que el asesinato de tres sacerdotes y dos seminaristas de la Congregación Palotina dentro de la Parroquia de San Patricio, en la actual comuna de Villa Urquiza, donde también se encuentra la estación aludida”.

“Tanto los sacerdotes Alfredo Leaden, Pedro Dufau y Alfredo José Kelly como los aspirantes Salvador Barbeito Doval y Emilio José Barletti (víctimas de la masacre) tuvieron una vida de servicio al prójimo, enfocada especialmente en los más humildes”, señala el documento.

Apoyanos con tu donación
Invitame un café en cafecito.app
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Enviá tu carta a [email protected]
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Más leídas